domingo, 5 de marzo de 2017

Cómo hacer tus propios sellos

¡Buenas tardes!

En la entrada de hoy os traigo una manualidad para que hagáis vuestros propios sellos. Tengo que agradecer a mi amiga desde la infancia Vicky por darme este mini-taller de sellos y dejarme compartirlo con vosotros. Podéis visitar su web Made in Tarrío donde hace muchas cositas con esta y otras técnicas, que estoy segura de que os encantarán :)


Materiales


- Imagen impresa del sello que queréis hacer

- Papel cebolla

- Goma para sellos (podéis encontrarla en Internet, aunque yo la compré en la tienda Tiger)

- Lápiz

- Gubias para sellos (también las venden en Tiger)

- Cútex

- Tinta

- Papel

- Cepillo de dientes


Paso a paso:

1) Lo primero que debéis hacer es buscar una imagen para el diseño e imprimirlo. Tened en cuenta que sea sencillito ya que cuesta cogerle el truco a la técnica. Aún así, si sois mañosos, podéis hacer autenticas barbaridades. Os dejo aquí una foto de algunos de los sellos de Vicky.


2) Una vez elegida e impresa la imagen que queréis, sólo debéis calcarla y traspasarla pegando la parte en la que habéis dibujado a la goma y presionando la parte trasera del papel. Tened en cuenta que al calcar la imagen ésta quedará invertida.


3) Cortar la goma del tamaño del sello con el cutex dejando unos milímetros de margen.


4) Empezar a carvar la goma teniendo en cuenta que lo que tiene que quedar en relieve son las zonas que queremos que se dibujen al estampar el sello. Es decir, hay que carvar los fondos de la imagen.

Es muy importante recordaros que las herramientas son cortantes y que siempre debemos poner la mano detrás de ellas para evitar que al hacer presión se resvalen y nos cortemos.


5) A la vez que vamos carvando, hay que ir cepillando el sello para quitar los pequeños trocitos de goma que van quedando.

6) Una vez terminado, deberéis hacer pruebas para terminar de pulir los acabados y que quede bien definida la imagen. Es decir, tenéis que mojar el sello en la tinta, estamparlo en papel y ver qué zonas no están bien acabadas y carvar hasta que consigáis el resultado deseado.


7) Después de usar los sellos, debéis lavarlos con agua y jabón y secarlos bien. Podéis guardarlos en una cajita. Por supuesto, no os olvidéis tampoco de cerrar bien la tinta para que no se seque.

Recordaros también que los sellos se pueden utilizar en más superficies además del papel (tela o madera, por ejemplo), sólo deberéis cambiar la tinta a una específica para ello.

Espero que os haya gustado la entrada de hoy y que la pongáis en práctica. Si lo hacéis, podéis nombrarme en Instagram @organiza.t para enseñarme vuestros diseños.

Un besito enorme, nos vemos la semana que viene :)

4 comentarios:

  1. Qué gracioso, no se me había ocurrido y ahora todas estas ideas me vienen muy bien con la peque..
    Un beso guapaa

    ResponderEliminar
  2. Pues quedan super chulos! Qué original, me ha gustado mucho.
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. Hola! que buena idea!! quedan geniales
    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Me encannta la idea es genial!!besos

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu visita! Espero que te haya gustado la entrada :)